Noticias

 

Un año más, el 5 de enero a las 19:00 de la tarde unos 200 vecinos y vecinas de Arrigorriaga se enfundarán sus trajes de hace dos milenios para dar vida al nacimiento de Jesús. La Epifanía de Arrigorriaga, que cumple su 46ª edición, repasará desde la Anunciación del nacimiento de Jesús hasta su huida a Egipto para escapar del rey Herodes.

Impulsada por el escritor local Armando Astarloa en 1969, la Epifanía ha acompañado ya a varias generaciones de vecinos y vecinas de Arrigorriaga. La puesta en escena, sin embargo, se ha visto interrumpida en varias ocasiones, especialmente a raíz de las inundaciones de 1983, que dejaron inutilizables tanto los trajes como los decorados, y en los últimos años con las obras del nuevo ayuntamiento que dejaron inutilizable la plaza. Desde que la agrupación Ataku retomó este Nacimiento Viviente en 1987, el espíritu navideño de la Epifanía ha venido implicando a todo un pueblo.

Dividida en nueve actos -siete principales y dos menores-, el espectáculo se sigue representando igual que en sus comienzos. Los personajes que se recrean son pastorcillos y pastorcillas, pobladores y pobladoras, antorcheros, tamborreros, romanos, damas, escribas, Herodes…y por supuesto, Jesús, María y los tres Reyes Magos de Oriente.

Además de la gente que actúa el 5 de enero en la plaza, meses antes un grupo de personas se ha venido reuniendo para organizar toda la intendencia; trajes, atrezzo, luces, sonido y demás logística necesaria para la representación. Junto con este grupo de personas colaboran asociaciones del pueblo como la Asociación de Mujeres Madalen (lavando y planchando todos los trajes antes de la representación), Aritz Berri dantza Taldea (bailando unas jotas el día de la representación), y demás establecimientos hosteleros del municipio con su apoyo.

Con el tiempo, se han venido introduciendo algunas mejoras y, por ejemplo, se sustituyeron antorchas reales por llamas artificiales y se hicieron casas de cartón nuevas. También se renovaron los trajes de los romanos y se restauraron los escudos. 

El Ayuntamiento colabora con una partida de 6.500 euros y para hacer frente a gastos extra, la organización celebra la rifa de una cesta de Reyes.